Existe el aislamiento físico, donde la persona se retira a vivir en soledad, siendo la analogía común la de irse a una isla. Y existe el aislamiento emocional, donde la persona se desvincula del otro, dejando de sentir emociones en relación al otro. Este es por lo general una reacción de tipo defensivo que consiste en el entumecimiento emocional, y se produce a través de una inconsciente rigidización muscular que dificulta el flujo emocional hasta en el extremo detenerlo. La emoción emerge pero no circula hacia los centros de percepción, hasta que dejamos de darnos cuenta de ella. La posibilidad de volver a sentir emociones tiene como una vía la descontracturación muscular.

La palabra “aislamiento” está formada con raíces latinas y significa “acción y efecto de separar a una persona o cosa sin que tenga contacto con las demas”. Sus componentes léxicos son: el prefijo ad- (hacia), insula (isla), más el sufijo -miento (acción y efecto). Ver: prefijos, sufijos, otras raíces latinas, aislar.

El aislamiento social

Se presenta cuando una persona se aleja totalmente de su entorno de manera involuntaria aunque pueda pensarse lo contrario.

A pesar de que se han llevado a cabo diferentes estudios para identificar las causas específicas del aislamiento social, la verdad es que éstas son muy diversas y dependen de cada situación particular.

En algunos casos puede deberse a que la persona ha vivido condiciones anormales en su infancia, como haber sido víctima de bullying o que haya estado bajo una extrema sobreprotección, lo que les impidió relacionarse de forma normal con otras personas de su edad, causando una falta de seguridad, timidez y conocimiento para establecer nuevas relaciones cuando es adulto.

Otro de los casos se da cuando la persona tiene algún tipo de condición médica que le complica o imposibilita salir. En esta situación, es posible encontrar gente que después de algún accidente médico se aparta completamente del resto. También hay casos en donde el individuo no sufre de una condición médica extrema, pero se enfrenta a condiciones que los alejan o generan estereotipos, como algunos trastornos mentales.

Desde el Psicoanálisis

El aislamiento, definido desde el psicoanálisis, es un mecanismo de defensa, frecuente en la neurosis obsesiva, consistente en aislar un pensamiento o comportamiento eliminando sus conexiones con otros pensamientos, y llegando incluso a una ruptura con la existencia del individuo.

Ejemplos de aislamiento son las pausas en el curso del pensamiento, fórmulas, rituales, es decir, toda medida que permita establecer un hiato en la sucesión temporal de pensamientos o actos.

Desde el DSM-IV-TR se define el aislamiento afectivo como el afrontamiento que realiza el individuo ante conflictos emocionales y amenazas internas o externas, separando las ideas de los sentimientos asociados. Es decir, se hace una separación general de lo afectivo con lo cognoscitivo, aunque al pensar siempre haya una muestra pequeña de afecto o al amar se piense sobre lo que se ama.

En Informática

El aislamiento de procesos proporciona un entorno de pruebas controlado y seguro para la ejecución de aplicaciones y procesos (ejemplo de virtualización específica). A veces se emplea el término aislante como sinónimo, aunque con connotaciones diferentes.

En la política

El aislamiento económico, habitualmente denominado autarquía.

El aislamiento internacional en el que un estado se mantiene o es mantenido al margen de las relaciones internacionales.

Aplicado a Estados Unidos, se suele denominar aislacionismo.

Aplicado al Reino Unido en la época victoriana, se denominó Espléndido aislamiento.

El aislamiento político, que se efectúa sobre un partido o movimiento político considerado no aceptable políticamente, por considerarlo un extremismo nocivo para el sistema político (Frente Nacional (Francia)) o brazo político o soporte de un grupo terrorista (Batasuna (España)).

En química

Se utiliza como sinónimo de refinación o separación de un compuesto de una mezcla.

Fuentes: Wikipedia. Etimologías de Chile y Diccionario de Emociones, Actitudes y Conductas de la Universidad Bolivariana.