Los organismos vivos deben ser capaces de llevar a cabo diferentes funciones si quieren mantenerse con vida. Si alguna de sus funciones vitales es interrumpida el organismo no sobrevivirá, o puede que esa especie no continúe existiendo.  Para entender mejor las funciones vitales de nuestro organismo nos centraremos en cada una de los sistemas corporales.

Un órgano (del latín órganum, ‘herramienta’), en biología y anatomía, es una agrupación de diversos tejidos que forman una unidad estructural encargada del cumplimiento de una función determinada en el seno de un organismo pluricelular. Dentro de la complejidad biológica los órganos se encuentran en un nivel de organización biológica superior a los tejidos e inferior al de un sistema.

Jiménez-CastellanosCatalina Herrera y Carmona Bono, en su Anatomía humana general, proponen las siguientes definiciones:

1 – Órgano —Parte diferenciada del cuerpo que participa en la realización de una función.

2 – Aparato —Conjunto de órganos distintos en su estructura que contribuyen a realizar la misma función.

Dentro de los distintos niveles de organización de la complejidad biológica de los animales nos encontramos con numerosos órganos agrupados según su función en los distintos aparatos y sistemas biológicos.

No todos los animales poseen todos los órganos, sólo los denominados animales superiores —por tener aparato reproductor— (vertebrados: aves, mamíferos, reptiles, peces y anfibios), disponen de todos o la mayoría de órganos relacionados.

Algunos órganos, por su función, pueden adscribirse a dos o más sistemas o aparatos. El sistema nervioso coordina el adecuado funcionamiento de los distintos sistemas y aparatos.

Se relacionan los distintos órganos agrupados en sistemas y aparatos funcionales de la anatomía humana:

Nótese que en el cuadro sinóptico hemos incluído una primer columna llamada: Disposición o Talante. Lo hemos hecho en función de que en Ontología del Lenguaje definimos las “disposiciones de movimiento” a partir de las cuales alcanzamos determinado grado de conciencia para intervenir sobre las relaciones que establecemos. Al integrar las disposiciones con los sistemas fisiológicos tenemos una forma de acceder o comprender algo de su comportamiento interno.

Abordándolos Sistema por Sistema

El Modelo MƐT® los agrupa de manera tal de acceder a todos ellos durante el tránsito de la formación del mentor. Cada uno de los niveles está definido por un color que cubre el espectro en su totalidad y se encarga de funciones que son vitales para nuestra supervivencia en armonía:

0 El Sistema Excretor o Urinario

El sistema urinario de eliminar los residuos acumulados. Eliminando la orina, el producto de desecho que se forma en el cuerpo. La orina se produce cuando ciertas comidas son descompuestas. El sistema está formado por dos riñones, dos uréteres, la vejiga, dos esfínteres y por la uretra. La orina es producida por los riñones, luego viaja a través de los uréteres a la vejiga y sale expulsado del cuerpo a través de la uretra.

1 Los Sistemas Circulatorio y Linfático

El sistema circulatorio es el encargado de bombear la sangre. Y el linfático de transportar y crear la linfa.

El circulatorio se centra en mover la sangre, los nutrientes, el oxígeno, el dióxido de carbono y las hormonas alrededor de todo el cuerpo. Está formado por el corazón, la sangre, los vasos sanguíneos, las arterias y las venas. El linfático incluye los nodos linfáticos, los conductos linfáticos y los vasos linfáticos, y también juega un papel importante en las defensas del cuerpo. Su trabajo principal consiste en crear y mover la linfa, un fluido claro que contiene los glóbulos blancos de la sangre que ayudan al cuerpo a luchar contra una infección. El sistema linfático también elimina el exceso de fluido linfático de los tejidos corporales y lo devuelve a la sangre.

2 El Sistema Respiratorio y el Reproductivo

El sistema respiratorio es el encargado de la respiración. Este sistema nos permite tomar oxígeno y expulsar el dióxido de carbono mediante un proceso que conocemos como respiración. Transporta el oxígeno a la sangre y toma de ésta el dióxido de carbono del cuerpo. Está formado principalmente por la tráquea, el diafragma y los pulmones. El sistema reproductivo de perpetuar la especie, llevando a cabo la reproducción. El sistema reproductivo masculino incluye el pene y los testículos, que producen esperma. El sistema reproductivo femenino está formado por la vagina, el útero y los ovarios, que producen óvulos. Durante la concepción, el espermatozoide se une a un óvulo creando un óvulo fertilizado que se implanta y crece en el útero.

3 Sistema Muscular

El sistema muscular se encarga de mover y dar soporte a nuestro cuerpo. Está formado por 650 músculos que ayudan al movimiento, a que la sangre fluya y a otras funciones corporales. Hay tres tipos de músculo: el músculo esquelético que está conectado al hueso y ayuda al movimiento voluntario, el músculo liso que se encuentra dentro de los órganos y ayuda a mover las substancias a través de los mismos, y el músculo cardíaco encontrado en el corazón que ayuda a bombear la sangre.

4 Sistema Digestivo Estomatognático

El sistema digestivo es el encargado de realizar la digestión. Está formado por una serie de órganos conectados, que permiten descomponer y absorber la comida, y deshacerse de los residuos. Incluye la boca, el esófago, el estómago, el intestino delgado, el intestino grueso, el recto y ano. El hígado y el páncreas también juegan un papel importante en el sistema digestivo ya que producen zumos que ayudan a descomponer los alimentos, la bilis y el zumo pancreático.

5 Sistema Oseo

El sistema esquelético de dar soporte y almacenar el calcio necesario. Nuestros cuerpos se mantienen gracias al sistema esquelético, el cual está formado por 206 huesos conectados por tendones, ligamentos y cartílago. El esqueleto no solamente nos ayuda a movernos, también está involucrado en la producción de las células sanguíneas y en el almacenamiento de calcio.

6 Sistema Nervioso y Sistema Endócrino

Mientras el sistema nervioso se ocupa de los movimientos voluntarios e involuntarios. El endocrino se centra en funciones hormonales.

el primero controla las acciones voluntarias (movimiento conscientey las involuntarias (movimiento inconsciente como respirar), y manda señales a diferentes partes del cuerpo. El sistema nervioso central incluye el cerebro y la médula espinal. El sistema nervioso periférico está formado por los nervios que conectan cada parte del cuerpo con el sistema nervioso central. El sistema endocrino, por su parte, consiste en ocho glándulas principales que secretan hormonas hacia la sangre. Estas hormonas viajan a diferentes tejidos regulando funciones corporales como el metabolismo, el crecimiento y la función sexual.

7 Sistema Inmunológico y Tegumentario

El sistema inmunológico se encarga de combatir las infecciones y el tegumentario de proteger nuestro cuerpo contra las bacterias externas. El primero es la defensa del cuerpo contra bacterias, virus y otros patógenos que puedan ser perjudiciales. Incluye los nodos linfáticos, el bazo, la médula ósea, los linfocitos, el timo y los leucocitos, glóbulos blancos de la sangre. La piel, el sistema tegumentario, es el órgano más grande del cuerpo. Nos protege del mundo exterior, y es nuestra primera defensa contra las bacterias, virus y otros patógenos. Nuestra piel también nos ayuda a regular la temperatura de nuestro cuerpo y a eliminar los residuos a través de la transpiración. Además de la piel, el sistema tegumentario incluye el pelo y las uñas.

Los Órganos vitales

Los humanos tenemos cinco órganos vitales que son esenciales para la supervivencia. Estos son el cerebro, el corazón, los riñones, el hígado y los pulmones.

La neuroplasticidad cerebral permite crear nuevas conexiones
La neuroplasticidad cerebral permite crear nuevas conexiones

El cerebro humano es el centro de control del cuerpo, recibe y manda señales a otros órganos a través del sistema nervioso y a través de hormonas secretadas. Es responsable de nuestros pensamientos, sentimientos, memoria y la percepción general del mundo.

El corazón humano es responsable de bombear sangre a través de nuestro cuerpo. Se encarga de bombear sangre oxigenada a todos los tejidos de nuestros músculos y de expulsar el dióxido de carbono.

El trabajo de los riñones es eliminar los residuos y el fluido extra de nuestra sangre. Los riñones toman la urea de la sangre y la combinan con agua y otras substancias para generar la orina.

El hígado es el único órgano capaz de regenerarse
El hígado es el único órgano capaz de regenerarse

El hígado está involucrado en muchas funciones incluyendo la desintoxicación de químicos perjudiciales, descomposición de drogas o medicamentos, filtración sanguínea, secreción biliar y producción de proteínas encargadas de la coagulación sanguínea.

Los pulmones son responsables de coger el oxígeno del aire que respiramos y transferirlo a nuestra sangre donde puede ser enviado a nuestras células. Los pulmones también eliminan el dióxido de carbono, a través de la exhalación.

 

Cada uno de los órganos que compone el cuerpo humano es fundamental para su existencia pero, ¿cuáles son vitales para su funcionamiento? El cerebro, motor principal, el corazón, encargado de bombear la sangre, los riñones, depuradores de los residuos, el hígado, encargado de muchas funciones como la filtración sanguínea y, los pulmones, portadores de oxígeno.

Compilado por Fabián Sorrentino de las siguientes Fuentes: Wikipedia. Cómo Funciona Qué y El Manual del Mentor.