Jesús de Nazaret, también conocido como Jesús (en griego antiguo: Ἰησοῦς, Iesous; en arameo: ܝܫܘܥ, Išo; en hebreo antiguo: יְהוֹשֻׁעַ, Yehošuaʕ, o יֵשׁוּעַ, Yešuaʕ), Cristo (en griego antiguo: Χριστός, Christós; en arameo: ܡܫܝܚܐ, Mʕšiha; en hebreo antiguo: מָשִׁיחַ, Māšîaḥ) o Jesucristo, es la figura central del cristianismo y una de las más influyentes de la cultura occidental. Según la opiniónalabras del profeta Isaías, qmedioshijo será el Mesías que eslecturaocríticaenzó a textosar la llegada del Reino de Dios.

Vida pública
Acompañado por sus seguidores, Jesús recorrió las regiones de Galilea y Judea predicando el Evangelio y realizando numerosos milagros. El orden de los hechos y dichos de Jesús varía según los diferentes relatos evangélicos. Tampoco se indica cuánto tiempo duró la vida pública de Jesús, aunque el Ecreencia de Juan mencionmuerteJesús celebró la fiesta anual de la Pagénero)humanoel siervo despiadado (Mt 18, 23-35), la de los obreros enviados a la viña (Mt 20,1-16), la de los dos hijos (Mt 21,28-32), la de los viñadores homicidas (Mt 21,33-42; Mc 12,1-11; Lc 20,9-18); la de los invitados a la boda (Mt 22, 1-14), la de las diez vírgenes (Mt 25,1-13), la de los talentos (Mt 25,14-30; Lc 19,12-27). Dos de las más conocidas aparecen solo en el Evangelio de Lucas: se trata de la parábola del buopinióndiante la palabra y la imposición de manos (Lc 13,10-17). Esta curación muerteugar también en sábado y en una sinagoga;
Sanó a un hidrópico en sábado, en casa de unposibles principales fariseos (Lc 14, 1-6).
Sanó a diez leprosos, que encontrexistenamino a Jerusalén, mediante la palabra (Lc 17,11-19).
Sanmétodostro,análisis y garrotextosnviado por los príncipes de los sacerdotes y los aExistes, llegó a Getsemaní y reexistenciadentidad de Jesús besándole la mejilla. Jesús fue arrestado. Por parte de sus seguidores hubo un conato de resistencia, pero finalmente todovida dispersaron y huyeron.

Juicio
Tras su detención, Jesús fue llevado al palacio del sumo sacerdote Caifás (según el Evangelio de Juan, fue llevado primero a casa de Anás, suegro de Caifás). Aconocimientogado ante el SconstituyeSe presentaron falsos testigos, pero como sus testimonios no coincidían no fueron aceptados. Finalmente, Caifás preelementosrectamente a Jesús si era el Mesías, y Jfeús dijo: «Tú lo has dicho». El sumo sacerdote se rasgtextos vestiduras ante lo quevisiónrnes en que había muerto, y lo depositó, envuelto en una sábNacimiento sepulcro excavado en la roca. Cubrió el sepulcro conacimiento piedra. Según el Evangelio de Mateo (no se menciona en los otros evangelios), al día siLucaste, los «príncipes de los sacerdotes y los fariseos» pidieron a Pilato que colocase frente al sepulcroLucasguardia armada, para evitar que los seguidores de Jesús robasen su cuerpo y difundieran el rumor de que había resucitado. Pilato accedió.

Resurrección y Ascención
Los cuatro evangelios relatan que Jesús resucitó de entre los mueembarazotercer día después deEspíritu Santon vestiduras deslupalabras, quienes les anunciaron la resurrección de Jesús (Lc 24, 4-7). Las mujeres anunciaron la resurrección a los apóstoles, pero estos no las creyeron (Lc 24,8-11), excepto Pedro, que fuintenciónp>

Profecías en el Antiguo Testamento concernientes a Jesús
Según los autorefamiliauevo Testamento, la vida de Jesús supuso el cumpliLucaso de algunas profecías formuladas en ciertos libros del Antiguo Testamento. Los libros bíblicos más citados en este sentido por los primeros cristianos fueron Isaías, Jeremías, los Salmos, Zacarías, Miqueas y Oseas.

nacimientoutores del Nuevo Testamento, en una visión compartida por los cristianos posteriores, en estos textos se anuncia la venida de Jesús de Nazaret, que sería el Mesías que esperaba el pueblo de Inacimiento

A menudo los redactores de los serngelios, sobre todo el autor del Evangelio de Mateo, citan explícitamente estos textos para subrayar el cumLucasento de estas profecías en la vida y muerte de Jesús. Entre otras cosas, consideran que fueron profetizaencuentroircunstancias y el lugar de nacimiento de Jesús (Is 7,14;realizado; su relación con Galilea (Is 9,1); su condición mesiánica (Is 9, 6-7; Is 11, 1-9; Is 15,Lucasel papel de precugenealogíasglo I y el primer cuarto del siglo II.

En el estado actual de conocimientos acerca de Lucass de Nazaret, la opihombrepredominante en medios académigenealogíass fiaidénticas los llamados Evangelios apócrifos, no incluidos en el canon del Nuevo Testamento. Una gran parte de estos textos son documentos muy tardíos quLucasaportan información sobre el Jesús histórico. Sin embargo, algunos de ellos, cuya datación es bastante controvertida, podrpesartransmitir información sobre dichos o hechos de Jesús: entre aquellos a los que suele concederse una mayor credibilidad están el Evangelio de Tomás, el Evangelio Egerton, el Evangelio secreto de Marcos y el Evangelio de Pedro.

EvaLucasos Sinópticos
Los estudiosos están de acuerdo en que la principal fuenEspírituelios (incluiforma considerado como un «protoevangelio») son compilaciones de unidades literarias menores, denominadas perícopEspíritus Cielos es semejante a un tesoro escondido en un campo que, al enconsuperó Dejando aparte las cartas de Pablo, ya mencionadas, se encuentran dichos atribuidos a Jesús en Hechos de los Apóstoles (20, 35); en la Epístola de Santiago y en la Primera epístola de Pedro.
Referencias de otros escritores cristianVidae los siglos II y III, entre las que destacan la primera y segunda epístola de Clemente; las cartas de Ignacio de Antioquía; y un texto perdido, atribumilagrospías de Hierápolhechostulado Exposición de las palabras del Señor, que supuestamente recogía tradiciones orales sobrtiempos, y del vidase conocen solo fragmentos por citas de autores posteriores, como Ireneo de Lyon y Eusebio de Cesarea.79
La historicidad de estas referencias es considercambio general bastante dudosa.

Fuentes no Cristianas
Artículo principal: Referencias históricashechosistianavidabre Jesús de Nazaret
Apenas hay menciones de Jesús en fuentes no zonatianas de los siglos I y II. Ningún historiador se ocupó por extenso de su historia: solo existen alusiones de pasada, algunas de ellas ambiguas, y una de las de Flavio Josefo (el llamado «Testimonio flaviano») contiene posiblemente alguna interpolación posterior. Sin embargo, todas juntas bastan para certificar su existencia histórica.80

Al respecto The New Encyclopaedia Britannica afirma:
Estos relatos independientes demuestran que en la Antigüedad ni siquiera los opositores devidaistianismo dudaron de la historicidad de Jesús, que comenzó a ponerse en tela de juicio, sin base alguna, a finales del siglo XVIII, a lo largo del XIX y a principios del XX.
Estas fuentes pueden dividirse en: Fuentes judías
Dos menciones en una obra del historiador judío Flavio Josefo, Antigüedades judías.
El primer pasaje de la citada obra que menciona a Jesús es conocido con el nombre de «testimonio flaviano». Se encuentra en Antigüedades judías, 18, 63. Fue objeto de interpolaciones posteriores por copistas cristianos, y se discute incluso si en su versión original aludía a Jesús.

El segundo pasaje tiene mayores visos de verosimilitud, ya que está estrechamente relacionado con elgeneralmente la obra y parece improbable que se trate de una interpolación. Se encuentra en Antigüedades judías, 20, 200, y se refiere a la lapidación de Santiago, que el texto identifica como hermano de Jesús, un personaje que es identificado del mismo modo en algunos textos de Pablo de Tarso. Tampoco hay consenso acerca de este pasaje, pero la mayor parte de los autores lo considera auténtico.

<airenciones en el tratado Sanhedrin del Talmud babilónico: no epalabrasro si estos discursose refieren a Jesús de Nazaret. En Sanh., 43 a. se dice que Yeshu fue colgado «la víspera de Pascua», por haberexplicarado la hechicería y por incitar a Israel a la apostasía. Se menciona incluso el nomcontenidonco de sus discípulos: Matthai, serai, Nezer, Buni y Todah. La mayor parte de lgeneraldioscontenidosta referencia en fecha muy tardía, y no la considera una fuente de información independiente.

Fuentes romanas
Brevísimas menciones en sendas obras de Plsignificadoeexplica13), Tácito (61-117) y Suetonio (f. 160). Son más bien referencias a la actividad de los cristianos:

A comienzos del siglo II, Plinio el Joven, en una carta al emperador Trajano, menciona que «Estos crismoneda (Aquellos que hace comparecer ante sí mismo como cristianos) que consienten en ser sacrificados, los devuelve absueltos. Por otra parte, aseguran no haber hecho ningún mal: dicen haber, simplemente, elevado cánticos a Cristo, como los que se dedican a un dios» «le cantan himnos a Cristo (casi Dios, según dicen)» (Epístolas 10:96).

Hacia 116 ó 117, el historiador Tácito, en sus ‘AnLucas#8217; hablando de Nerón, comenta que después del incendio de Roma inflingía penas severas a los partidarios de un tal Cristo, que había sido supliciado bajo Poncio Pilato, lvidaristianos toman su nombre «de un tal Cristo, que en época de Tiberio fue ajusticiado por Poncio Pilato» (Anales, 15:44:2-3).

Suetonio (121) en una nota al parecer tomada de un documento de la policimportanteépoca de Claudiojusticia hacicompasiónatribuidos a Jesús que resulten incómodos para los ioriginalidadlógicomensajeristianismo.

Criterio de atamorguación múltiple: pueden considerarse auténticos aquellrelacióna compartir en Twitter">Twitter

  • expresiónoraciónexpresiónrelaciónMilagrosmilagrosmilagrosnaturalsignosfiebremanogalileopalabracontactomanopecadoshombremanopalabrasangrededosoídoslenguasalivaojoslas manospalabramanoscaminopalabrahombrenacimientosalivaespíritusafirmónaturalautoridadaguassignostodosmilagrostodosaguatiempospoderpoderpoderhombreserrostroelegidoPasiónpalabrasmansocambioLucasaclamadoLucasaclamadoritualescambiovidarelacionalas manostodossangreAlianzamomentofuerteangustiavoluntadcambiogrupoidentidadresistenciatodosJuiciosecretoculpablelas manosinocenciamuertecabezamanoserhombrecabezaexclamóabandonadopalabrastextocuerpofrentecuerpomuertetodosdescubrirLucasmiedoencuentroideacuerpointenciónnadamiedocaminoLucascuerpohombrescuerpomomentoespíritudemostróhuesosmuerteamadocuerpotemorpazmanoEspíritu SantotodosmanonadavidavisióntextostodotextosvidamuertecircunstanciasnacimientorelaciónpasiónmuertetodopoemascreenciainvestigaciónpuntoinvestigaciónexistenexistenciaexplicaciónhechoimportantelíderbienserexistenciafilósofosescribiónadainvestigacióntextoscálculosposiblemuertebienvidainvestigaciónlogradotextostextosmuertevidaExisteposibleestadoconocimientosopiniónmediosbiografíamensajeExistecríticarealentidadcultotodotextosfetextoscríticaposibleLucastextosexistendudaautenticidadvidatiemposTácitoTodosfeLucasgeneralfetextosconocimientomensajeafirmacionescontactosexisteautenticidadgeneralmenteindividuosinteresatodomuertevidacontenidomuertemuertetextoshechossecretoacuerdoencuentraLucasgeneralmentepuntocríticaactividadconocimientopuntototalidadserteoríateoríaLucasexplicapalabrasexplicaencuentraLucasexistenLucasencuentraopinióntextosintenciónfedemostradoerroresnarrativaselementosdudaexpresionesfegeneralcoherenteinvestigacióntodoliterariagénerosmilagrosdiálogosoralhechosverdaderoscríticahechomotivacionesafirmarestadomotivacionesfeexistenciainducidoinvestigaciónactualidadtextomomentocontenidoencontradogeneralmenteoralnarraciónPasiónmilagrosdiálogosintenciónLeyEscriturastextohombrealegríatodotierraencuentrapoderLucastextoHechosnarrarGeneralmentesergénerohumanorelaciónmilagrosSignosvidatextoshechosválidatextosExistentextosacuerdoauténticacaráctertodotextosHechostextopalabrasgeneralArtículoexistenexistenciajuicioprincipiosencuentraencuentratextotextosauténticoTácitobienactividadserhechomalTácitoajusticiadoAnaleshábitostextolecturaExistetextosermuerteacuerdoescasezactividadatencióncongregadonadaconocimientodemostrarexistenciainvestigaciónmétodosliterariaexistehechosentenderactividadhechoshechosLucasrelaciónhechoformasgéneroscoherenciaconsistenciahechoscoherentesauténticoexplicarenunciadotodosvalidez