En un contexto como el de hoy, en los países subdesarrollados o emergentes, arriesgarte a ofrecer nuevos productos y servicios puede mantenerte en el mercado, independientemente de la sustentabilidad de dichas innovaciones.

“La innovación en ciencia y tecnología cobra relevancia con el paso del tiempo, en la actualidad 60% del valor de las empresas que cotizan en Bolsa corresponde a activos intangibles que están relacionados con el desarrollo de prototipos”, afirmó José Rodrigo Roque Díaz, director general del INPI (Instituto Nacional de la Propiedad Industrial), durante el evento de inauguración.

¿Cómo diversificar nuestras ideas para atender a las necesidades emergentes?

A continuación pasamos a describir este proceso como una nueva aplicación del Modelo MƐT®. Por lo que cada etapa, estará representada por un indicador de color, al comienzo de cada subtítulo.

0 Predisponernos al Cambio

Este es un paso previo antes de instrumentar el modelo. La plataforma o punto de partida desde el cuál vamos a innovar. ¿Cómo preparar el contexto para dale la bienvenida a la innovación?

esta fase requiere una declaración de humildad desde la cual podamos salir a buscar ayuda en las áreas críticas para nuestra organización. Aceptando que hasta aquí llegamos con lo que tenemos, lo que sabemos, lo que estamos haciendo e incluso con lo que hasta hoy hemos estado siendo.

Comprendiendo lo que dice esta imágen y que cualquier fracaso anterior tiene que ver con la forma en que nos estamos relacionando con las circunstancias.

Es importante comprender que la innovación debe considerarse un proceso estratégico de negocio que comienza por nosotros mismos. Somos las personas las que formamos las organizaciones, si no cambiamos nosotros, no es posible cambiar nada a nuestro alrededor. La estrategia no es la innovación, la innovación (personal) es nuestra principal estratégica.

Por lo tanto una buena forma de comenzar es abrir el diálogo sobre la innovación, en la organización es aceptando que estamos siendo llamados al cambio.

Sin actitudes de un alto grado de conciencia, el valor de la innovación se devalúa. Todo cambio requiere de acción y las acciones poderosas devienen de una forma de sentir y pensar en las que todo el equipo está de acuerdo.

La mayoría de las organizaciones lo lleva a cabo creando un área o equipo de mejora, nombrando un coach o acontable e integrando en el equipo a todos los integrantes de la primera y segunda línea. Generando así, conciencia de que la innovación es un proceso de cambio y como tal, hay que gestionarlo.

Esto implica pararnos en el presente y revisar lo que hemos alcanzado, haciéndonos cargo del FODA que percibimos. Saber: ¿Cuánto, desde cuando y qué viene pasando? cuestionar para transformar.

Buscando aspectos tales como: el lugar que ocupamos en el mapa respecto de nuestros competidores y de la industria en general, cuáles son y dónde operan los gestores de nuevos negocios y tecnologías o productos supletorios que hoy están funcionando.

Dado que la innovación es un proceso de fondo y una conversación que se ha convertido en un diálogo continuo, las organizaciones determinan etapas o ciclos, acorde a la metodología seleccionada.

En los comienzos de cada ciclo (donde ingresan y salen algunos de los integrantes del equipo) , te encontrarás con tres tipos de personas:

Detecta lo que cada integrante del equipo ama hacer y los miedos que pueden estar frenando el desarrollo. Revisa cualquier temor al cambio. Y comprende que lo que estemos haciendo bien se puede mejorar y que lo que viene funcionado bien hasta hoy, mañana puede no ser así.

La presión externa

Los cambios en el mercado, han llegado a dejar fuera, a empresas y primeras marcas en pocas semanas a partir de variables disruptivas asumidas por los que ellas consideraban sus clientes. Estas variables pueden devenir de aspectos medioambientales, económicos, estructurales, sociales, de liderazgo o tecnológicas, entre otras…

En las grandes crisis, la lealtad de los clientes no es hacia una organización o marca, sino hacia su propia supervivencia.

1 Comprometernos a co-crear el mundo que viene

Ahora si, comencemos con el primer paso: ¿Conoces que metodologías están disponibles y el profesional en los que vas a confiar para liderar el proceso…? ¿está alineado a la cultura organizacional?

Si es así adelante. Busca comprender ahora lo que significa innovar y que tipo de innovaciones existen.

Una vez seleccionada la metodología, busca comprender el proceso de la Innovación. En términos generales todo proceso comienza por Cuestionar. Recién allí podemos Descubrir las oportunidades que hay disponibles para nuestro negocio.

Declarar Compromisos y disponernos en función de nuevos resultados…  ¿Qué nos toca hacer hoy para abordar la realidad que estamos observando?

Este gráfico comprende las distintas etapas planteadas en el Modelo MƐT® aplicado a la Innovación, que planteamos en este artículo.

Aquí van algunos consejos para aplicar en la 1er etapa (graficada en color rojo):

Haz que cada integrante encuentre el segmento desde dónde su pasión lo lleve adelante sin necesidad de motivación externa. Entrénalo para “declarar compromisos consistentes” que lo despierten a la conciencia de que todos somos uno.

Detecta los talentos internos con los que cuenta tu equipo y si es necesario sale a contratar personas de forma diferente, generando procesos de mentoring desde el primer día de trabajo.

En esta etapa es preciso comenzar a medir los progresos obtenidos en los procesos y las pequeñas innovaciones que venimos encarando. Sólo con datos se puede tener una idea clara de dónde se estamos, para definir nuevas rutas de acción.

2 Comprender el pasado, presente y futuro de la industria

Para innovar hay que mirar hacia dentro y manifestar hacia afuera. Conociendo lo qué está ocurriendo a nuestro alrededor (clientes, competidores, tecnología…)

Para eso, involúcrate en la industria en la que pretendes innovar.

Lleva un registro de cada nuevo StartUp comprendiendo los diferenciales de cada uno.

Promueve una revolución en tus propias actitudes, relaciones, pensamientos, conductas, aprendizajes, liderazgo y hábitos.

Comprende que los tres tiempos coexisten en un presente contínuo. Cuando careces de esa conciencia, tu completitud se verá afectada como muestra la imágen.

Abre una línea directa con China, India, Singapur, Malasia o dónde se encuentren los principales fabricantes.

Aprende a observar las circunstancias desde múltiples puntos de Vista: ¿cómo nos relacionamos para alcanzar los compromisos asumidos? ¿Con quiénes coordinamos? ¿Quiénes son relevantes y de que calidad son las relaciones establecidas?

Relaciónate más profesionalmente con las herramientas que manejas a diario.

Comprende que hay algo más grande que nosotros mismos. Detecta los patrones que operan en segundo plano para crear, habitar y reorganizar las cosas.

3 Estar Emprendiendo aún en contextos delicados.

En esta etapa la clave está puesta en Revisar la forma en que estamos emprendiendo.

¿Qué estamos haciendo y cómo? Programar, normalizar y sistematizar las actividades y los procesos… ¿Qué estamos logrando abordándolo como lo estamos haciendo?

Recrear la forma en que estamos comercializando. Encontrando nuevas formas de llegar a los potenciales clientes.

Generar Joint Ventures y todas las formas de asociación.

Convertirte en un experto en el desarrollo de comunidades abiertas, colaborativas y creadoras de nuevas tendencias. Aquí van unos consejos de Oscar Fuente para 2018

# SaaS: ahora mismo el “Deal flow” inversor está pasando a ser SaaS o sea existe una explosión de proyectos SaaS para empresas. El quid de la cuestión estará en saber cuales van a ser muy grandes y muy internacionales.

# B2C con diferenciación: ya no sirve lanzar un proyecto B2C generalista que no tenga una diferenciación clara de los grandes competidores porque en el mercado los inversores no quieren competir con los “Category Killers” de igual a igual. Además hay mucho media4equity, y hace que en los proyectos se queme mucho dinero por lo que la tendencia será a apostar por líderes por categorías con un valor competitivo real.

# Blockchain a través de tokenizar activos: creo que el futuro pasa por dar liquidez a activos fijos, y para que esta tenencia sea efectiva es muy importante que los organismos reguladores legislen correctamente.

# Inteligencia Artificial: cada vez se ven más proyectos serios de IA, desmarcándose de los prototipos que prometían mucho pero que luego todo era un bluff. La tecnología está explotando y cada vez hay más aplicaciones y sectores donde se está aprovechando. Del Mobile First hemos pasado al Machine Learning First. Una tendencia dentro de la categoría de Aprendizaje Automático.

4 Invertir en Capacitación y Entrenamiento

Esta es la etapa en la que nos enfocamos en distinguir el Modelo Mental de donde vienen nuestras acciones… y por lo tanto nos surgen preguntas como estas:

¿Qué nos ha impedido hasta ahora crecer y superarnos? ¿Qué es lo que aún nos falta aprender? ¿Qué categorías de asistencia requiere nuestro desarrollo?

¿Conocen los distintos integrantes de nuestro equipo los keywords y neologismos del negocios y de la industria?

Este es el momento de ofrecer el mejor entrenamiento para la expansión de cada ser humano. Haciendo que los mismos estén disponibles a los clientes, socios, proveedores u otro componente humano que sea clave para el negocio.

Es preciso medir los progresos obtenidos en cada uno de los procesos y las pequeñas innovaciones que venimos encarando. Sólo con datos se puede tener una idea clara de dónde se estamos, para definir nuevas rutas de acción. Por eso es en esta etapa cuando las organizaciones encaran como parte de su cultura, la gestión de la calidad.

5 Asistir a nuestros clientes a expandir sus propios límites

Viviendo en el futuro y comunicándonos desde allí. Comprendiendo hacia dónde van los nuevos mercados, Hábitos, necesidades, contextos vivenciales y experiencias.

Visionando desde la Posibilidad… y preguntándonos: ¿Están nuestros compromisos alineados con la visión de futuro con la que nos comprometimos?

La mayoría de los líderes con los que nos relacionamos a diario, declaran encontrarse frente a una gran confusión, provocada por la vertiginosa evolución de los mercados, de nuestros valores y de la sociedad. En este escenario la innovación se ha convertido en la base de nuestra competitividad… y dado que cada vez resulta mas difícil saber cómo y en qué dirección innovar, nuestra fundación ha decidido crear “la Brújula de la Innovación”. Una herramienta para detectar las tendencias.

Hoy, liderar una organización sin conocer fuentes fiables a partir de las cuáles seguir investigando, resulta muy riesgoso. Y desde ya, la brújula de cada organización debe incluir parámetros que le son propios. Estar confeccionada a medida y alimentada cada día por las reflexiones del mismo equipo de trabajo… ¿qué brújula ha creado su organización? ¿de qué forma están clasificando las tendencias y como sirven a fin de facilitar y empoderar nuestro trabajo diario?

Contáctenos si lo que necesita es asistencia para llevar a cabo esta tarea.

Las tendencias se configuran como una “gramática” que nos permite “leer el mercado” y “expresar” nuevas ideas, de forma comprensible. Volcándose posteriormente a través del diseño de productos y servicios, del branding y de la comunicación.

Aprender a discernir las tendencias es clave. Hoy varios miembros de nuestra fundación son especialistas en el uso de esta herramienta.

6 Trabajar en el desarrollo de la Calidad y la RSE

Al llegar a esta etapa la mayoría de las organizaciones han certificado algunos de sus procesos bajo normas ISO. Otros han dispuesto su agenda para participar del Premio Nacional de Calidad.

Más allá del camino que elija tomar cada una, las preguntas clave en esta etapa son:

¿Para quién y para qué hacemos lo que hacemos..? ¿Qué nuevos quiebres y oportunidades aparecen y los objetivos fundantes que nos otorgan sentido?

¿Cómo nuestra empresa está contribuyendo al entorno en el que se encuentra emplazada?

¿Qué Programas de Apadrinamiento o Padrinazgo están llevando adelante?

¿Agradece la empresa a todas las personas que lo acompañan cada día tanto desde adentro como desde afuera?

¿Ha madurado lo suficiente como para comprender que detrás de todo negocio hay un propósito que es lo que lo hace sustentable?

La invitación en esta etapa es a convertirnos en embajadores de una cultura de Paz.

7 Disfrutar junto a la comunidad

En esta etapa la invitación es a promover el arte y la cultura desde lo que estés haciendo. Dejar un legado y celebrar con la comunidad. Enfocándonos en crear una sociedad más justa, donde se promuevan oportunidades para todos. Tal como nos muestra esta imágen dónde la Consejería de Turismo, Cultura y Medio Ambiente lanza a la comunidad la marca ‘Destino Natura’ e invita a disfrutar de los parques regionales para celebrar el Día Mundial de la Vida Silvestre. Ver +

Acciones como estas son las que nos llevan a vivir por un mundo mejor, siendo puentes para otros seres humanos, en su propio camino.

Un desarrollo del Dr Fabián Sorrentino, creador del Modelo MƐT® Este artículo es parte de la currícula de la Carrera de Coaching & Mentoring de Ser.Red. Y una extensión bibliográfica del Manual del Mentor.